lunes, 8 de octubre de 2018

49 Congreso Nacional de Podología en Santiago de Compostela. Historia que me emociona.

 Regreso del 49 Congreso Nacional de Podología celebrado en Santiago de Compostela con las pilas puestas.
El congreso ha sido muy bueno, con un montón de grandes ponentes, ponentes de gran prestigio a nivel mundial. Han asistido mas de 1.100 congresistas, todo un éxito, después de el del año pasado en Salamanca que  lo puso muy difícil de superar, pero ha estado al mismo nivel.
Ha habido un montón de ponencias muy buenas, de un altísimo nivel, con un nivel científico de sobresaliente, un montón de ponencias de notable para arriba, algunas aceptables y algunas pocas malas de solemnidad, pero las menos. 
El nivel se está elevando años tras año, la Podología está evolucionando a pasos agigantados y muchos doctores médicos, traumatólogos, fisioterapeutas que han asistido, se quedan totalmente sorprendidos.
Enhorabuena Borja y a todo el comité organizador por el éxito.

 Quiero agradecer todas las muestras de cariño y todas las invitaciones que he recibido por parte de muchas personas, entidades, Universidades y Colegios para participar en Congresos, Seminarios y Talleres el próximo año.
Gracias a la Universidad de Sevilla con los Doctores Antonio Córdoba y Rafael Rayo por hacerme de nuevo la invitación de formar parte del profesorado del Máster de Cirugía, gracias al Colegio de Podólogos de Aragón por invitarme un año mas a participar al mejor Seminario que se celebra en España, en Zaragoza, gracias a Moisés y a su Presidente Rafael Navarro, gracias a la Universidad Miguel Hernandez y al Presidente del Congreso de Alicante por invitarme a participar  de nuevo una vez mas el próximo año.
Gracias a la Universidad de Extremadura a la cabeza de Alfonso Martinez Nova por ofrecerme participar, gracias al Decano Presidente del Colegio de Podólogos de Madrid, Pedro Villalta por ofrecerme participar el próximo año y contar conmigo, gracias a los amigos gallegos por invitarme año tras año a su congreso, y .....
 .....como no, gracias al Presidente del Colegio de Podólogos de Cantabria y Secretario General del 50 Congreso Nacional de Podología a Celebrar el próximo año en Santander, José Andreu, por la invitación a participar en el. El Congreso Nacional de Podología celebra sus Bodas de Oro y el próximo año además, será el 7° Encuentro Iberoamericano y me voy a encargar de difundirlo por todos los países de América desde Canadá, Estados Unidos, México, Cuba, Colombia, Ecuador, Brasil, Perú, Argentina, Chile y todo el continente americano para que acudan la mayor cantidad posible de compañeros.
Cada país tiene una idiosincrasia distinta con distintas realidades y la realidad podológica en cada uno es totalmente diferente, pero todos tendrán cabida en Santander.
El año pasado en Salamanca, la asistencia de compañeros latinoamericanos fue muy elevada, en este de Santiago de Compostela también han venido podólogos de Colombia, de Ecuador, Brasil, México, Chile, Argentina, Perú, Francia, Italia, Portugal, Podiatras de Estados Unidos, etc, haciendo que el Congreso Nacional se internacionalice.
 De verdad quiero dar la gracias de nuevo a todos por las muestras de cariño. Es para mi un verdadero honor y me ruborizo cada vez que me paráis por los pasillos, en las salas y por la calle, incluso en los restaurantes y me pedís hacerme una foto con vosotros, muchas gracias.
Este año, nada mas llegar a Santiago de Compostela nos vamos Mari Mar y yo a cenar al Restaurante Camilo y allí me encuentro al fenómeno de Fernando Prieto con el compañero argentino Carlos Rodriguez los cuales iban a cenar en el mismo restaurante. Ellos cenaban en el piso de arriba y nosotros abajo y cual es mi sorpresa y emoción, que cuando estamos cenando, bajan en tropel unas compañeras y compañeros y me piden que me fotografíe con ellos. A mi eso me emociona y alucinaba, pero los que estaban cenando en otras mesas, alucinaban mas, se pensaron que yo era alguien famoso del mundo de la farándula, al final, hasta nos hicimos una foto con el dueño del restaurante, el cual es muy famoso y allí han ido a cenar los Reyes, todos los políticos, presidentes de gobiernos, actores, cantantes, tanto españoles como extranjeros. Bueno, pues ya tengo mi foto con el dueño.

Y ahora voy a contar la historia que mas me emocionó y que me ha ocurrido por tercera vez de forma muy parecida.
Una compañera que estudió en Barcelona, Lydia Serra, me va a buscar para presentarme a una compañera que tiene mucha ilusión por conocerme en persona y hacerme una foto con ella. Lidya me presenta a Ángela Iglesias, la chica que pongo en la primera foto del blog y me pide hacerme una foto con ella a lo cual accedo con mucho gusto pero cuando me cuenta que ella estudió podología por mi, es cuando de nuevo, por tercera vez, me quedo sorprendido.
Me dice que me sigue desde tercero de la ESO que comenzó a leer mi blog y desde entonces empezó su interés por la podología y decidió ser podóloga. La ESO, es la Educación Secuandaria Obligatoria, antes de estudiar el Bachillerato, y el que yo influyera entonces que una niña en ese momento estudiase podología, realmente me emociona y solo puedo decir gracias, gracias por seguirme desde que estudiabas en la escuela, gracias por leer mi blog, gracias por decidir estudiar podología y gracias por tu deferencia hacia mi persona. 
 Digo que es la tercera vez que me ocurre por que hace unos años, cuando fuí a dar clases al Máster de Cirugía a la Universidad de Sevilla, una compañera me dice que ella estudió podología gracias a mi. Ella estaba terminando de estudiar el Bachillerato y no sabía que estudiar, pero buscando en internet un problema de los pies que padecía su padre, dio con mi blog y se enganchó, lo comenzó a seguir y decidió estudiar podología.
En otra ocasión, en la Universidad de Extremadura que me invitaron a unas jornadas, una chica que estaba estudiando podología, se me acerca muy nerviosa y me pide que si puedo hacerme una foto con ella, yo acepto encantado y ella está con un estado de nervios total, temblaba y le pregunto que que le pasa, que si está bien y me dice que si pero es que está muy emocionada por que tenía muchas ganas de conocerme en persona por que ella estaba estudiando podología gracias a mi, pues descubrió mi blog y mi página de facebook y se enganchó a seguirme decidiendo estudiar podología.
Bueno, esta es la historia que en página de Facebook dije que iba a contar.
Si las compañeras me dan su permiso, pongo sus nombres.
En Argentina y en Brasil me pasó algo también muy emotivo y con bastantes personas delante, dos compañeras que nerviosas me piden una foto y después de hacerla, se ponen a llorar como una Magdalena. Ante esto, solo puedo decir una cosa, Gracias, Muchas GRACIAS. 






























No hay comentarios: