viernes, 27 de junio de 2014

Operación de exóstosis distal. En el desierto de Paracas. He contado hasta 1000 pero.....

 Uno de los días de mi estancia en Perú fui al desierto de Paracas y me llevé una sorpresa tremenda, no me esperaba ver algo tan impactante, una belleza natural incomparable. Yo había estado en el desierto del Sahara y pensaba en algo parecido, pero no, es algo totalmente distinto.
Aqui el desierto es duro, salino, de terreno fosilizado, lleno de montañas desérticas y planicies interminables sin resquicio de vida vegetal por ningún lado. La vida animal es meramente testimonial, algún zorro del desierto, alguna lagartija y aves, pero solamente en el desierto junto al mar.
 Este desierto es continuación del desierto de Atacama, el mas árido del planeta. En estos dos desiertos nunca llueve. National Geographic y otras Sociedades científicas dicen que el desierto de Atacama y este, son el mismo desierto, lo consideran todo uno, así como toda la zona costera desértica del Perú.
No hay vegetación alguna por varios motivos: no llueve nunca, el terreno es salino y no existen capas freáticas. Este desierte data de hace mas de 3 millones de años y fue un fondo marino, por eso está lleno de fósiles en cuanto retiras un poco de arena.
 Otra de las características que lo hace precioso es su terminación en el Océano Pacífico, un océano frío a estas alturas debido a la gran corriente de Humboldt, rica en vida marina de todo tipo. En esta parte hay muy buenos pescados y mariscos.
La costa normalmente es muy escarpada, con grandes y profundos acantilados y playas muy peligrosas, como la playa del Diablo, donde está prohibido bañanarse.
 Esta es la playa del Diablo o Supay donde hay gran cantidad de pescado en la misma orilla y donde los pescadores se juegan la vida por conseguirlo desde lo alto de los acantilados.
 A pocos metros tierra a dentro vemos un paisaje de montañas desérticas de distintos colores, normalmente rojizos, amarillentos, ocres, naranjas.
 En muchas ocasiones parece que uno está contemplando una obra pictórica, una auténtica obra de arte.
 Las tonalidades hacen que el paise no sea tan monótono como en el desierto del Sahara.
Tan solo en algunas zonas cercanas a la costa se pueden ver trozos de rocas migadas, partidas, y casi todas ellas son rocas salinas y cuarcitas.
 Aquí estoy al borde de un profundo precipicio, en cambio, da la sensación de que el paisaje es totalmente plano,  pero desde donde estoy yo hasta abajo hay aproximadamente unos doscientos metros de altura, luego siguen como una especies de dunas en una explanada y al fondo, montañas.
Una de las pocas rocas que encontré. Una mezcla de cuarzo y sal con arena dura del desierto.
 Otra de las maravillas que vi en este desierto fue la playa roja, donde hice unas fotos espectaculares, de todo tipo, desde arriba, desde abajo, con el mar pegando al acantilado, con el mar retrocediendo y con las gaviotas volando, como en esta foto que pongo.
Esta es otra parte de la playa roja. La orilla son acantilados de arena compacta, muy dura de color amarillento anaranjado y la arena de la playa tiene un color rojizo que hace que el contraste sea precioso.
 Al borde del acantilado de la Playa Roja.
 Bajé a la arena por la parte menos escarpada y en una ocasión casi me atrapa el agua.
 Paisaje de la Mujer de Paracas. Dicen que esta silueta recuerda a una mujer tumbada, pero realmente el que la bautizó así estaba un poco obsesionado pues dice que.... es una mujer a la cual se le ven, de izquierda a derecha, la cabeza, los senos y las nalgas, y digo yo, si eso son los senos, ¿cómo va a tener las nalgas en la misma postura tumbada hacia arriba?....y si son las nalgas, ¿cómo va a mostrar los senos tumbada hacia abajo?.......Nada, imaginación, la jodía obsesión, siempre pensando en lo único.
¿Estoy en Marte o estoy en la Tierra?, estoy en Paracas.
Las tonalidades del desierto cambian de un lugar a otro y sobre todo cuando los rayos del sol iluminan el paisaje.
En algunas zonas parece que hay dunas pero no son tales, son montes inamovible, duros, no es arena del desierto.
Tan solo en la superficie se puede ver de vez en cuando, una ligera capa de arena que se ondula con el viento, pero las falsas dunas no se mueven.
 Simplemente espectacular.
 La Playa Roja.
 Desierto de Paracas en su interior.
 La Catedral, paisaje donde el desierto termina en el mar y realizaba esta formación rocosa con un arco y una especie de cúpula. Con el terremoto de Pisco en el 2008 se desmoronó y solo queda la formación de la siguiente imagen.
 






Imagen de los restos de la catedral después del terremoto. La roca está llena de aves. Es una zona donde hay nutrias marinas y delfines.
 En el mirador de la Catedral.
En esta zona el mar suele estar muy embravecido y hay grandes acantilados de muchos metros de altura.
En otra entrada pondré algunas fotos mas.









He operado a una mujer de 68 años de una exóstosis distal en el segundo dedo. La hija es médico y la trajo por que la habían visto otros profesionales y no le veían nada. Tenía el dolor desde hace mas de año y medio y no daban con el problema, el cual era lo mas simple y habían estado buscando algo mas complicado. Venga análisis, venga radiografías de todo el pie que no decían nada, pues no hacen radiografías digitales aumentadas de los dedos, ni miran por intensificador de imagen, lo cual les hubiera sacado de dudas.
 Realizo incisión por debajo del borde libre de la uña.
Posteriormente con un pequeño escoplo romo libero la falange de todo tejido blando en todas direcciones. Solo es preciso liberar el tercio distal de la falange, no mas, y no afectar la uña para nada.

Aquí podemos ver la exóstosis distal.

En esta otra toma se observa perféctamente el trozo de hueso que le está causando el problema. Solo con tocarle la zona distalmente notaba un fuerte pinchazo y no se podía calzar por que el dedo le daba en el zapato y le dolía mucho, ya que tiene el segundo dedo un poco mas largo que el resto de los dedos. Además se le podría haber realizado una artroplastia o artrodesis pero no lo consideré necesario.

Simplemente con una cizalla extirpamos la exóstosis.

Detalle de la extirpación de la exóstosis.

Exóstosis extirpada. Vemos el trozo de hueso cortado.

El trocito era considerable para una falange distal del segundo dedo.

Luego me gusta limar con una lima pequeñita para dejar la zona lo mas roma posible y quitar algo mas de falange para asegurarme no tener recidivas.

Sacando material óseo.

Aquí podemos ver el hueco dejado una vez extirpada la exóstosis y limada la zona.

Antes de suturar, lavo la zona con suero fisiológico hasta que salga transparente y limpio.

Para finalizar di tres puntos de sutura.

En esta imagen muy ampliada se puede ver la sutura. En esta cirugía estuvo presente Mónica que es la que hizo las fotos y no le quedaron nada mal.
Quiero dar las gracias a la compañera Irene Gómez Fiz por que me ha enviado a dos pacientes para operarlos, a uno ya lo he intervenido y el otro se lo está pensando, aunque le ha parecido cara la cirugía.
También quiero dar las gracias a la compañera Rocío Martín por la paciente que me ha mandado, a la cual la operaré después del verano y la compañera vendrá a la cirugía.
HE CONTADO HASTA 1000 pero no puedo por menos de comentar algo. Me dice el Maestro y Profesor Antonio que no cuente hasta 100, que cuente hasta 1000 pero a veces uno tiene que saltar. Solo voy a aclarar unas pequeñas cosas sobre algo que se está comentando del Congreso Mundial de Perú.
Tengo que decir que todo comenzó de la siguiente forma:
La Secretaria General del Congreso, Deysi del Águila se puso en contacto conmigo para organizar este congreso y quería que yo participase y la ayudase. Me pidió que hablase con podólogos de los demás países para asistir como ponentes y me puse manos a la obra. Hablé con compañeros de Portugal, de México, de Argentina, de Estados Unidos, de Brasil, de Colombia, etc., etc y unos aceptaron y otros no podían. Posteriormente a esto, le dije a una amiga, en concreto a Zandra Reyes que se pusiese en contacto con Deysi del Águila para que lo organizasen juntas y le echase una mano, como así ha sido, pues la organización ha sido conjunta entre ambas. Luego hubo algún problemilla con algunos ponentes, y sin entrar en mas detalles se organizó el programa científico, pero quiero dejar claro, que con casi todos los ponentes contacté yo, y yo fui el que los invité a participar, indicándoles que se pusieran en contacto con Deysi del Águila, y el programa científico se lo mandé organizado por dos veces a Deysi, así como otras cosas que me pidió. Ahora resulta que otros se quieren apuntar los tantos.

No hay comentarios: