viernes, 17 de junio de 2011

Bien Bacano y pollos bien verracos. Mu Bueno, Mu Bueno. Algo de mi viaje a Colombia y gracias a la buena gente colombiana. "¿Aprieta el hambre o la necesidad?", creo que es solo bajada de bragas, algunos pantalones y miedo.

Bueno, ya estoy de nuevo en España después de una temporada por tierras de Cuba y posteriormente por Colombia. Ahora me espera una temporada fuerte de trabajo en la clínica. En Colombia el trabajo ha sido intenso pero muy gratificante. Quiero dar gracias a todos los colombianos con los que he tratado pero en especial al Doctor Javier Galvis, con el cual estoy en la primera foto que coloco. Javier se ha portado conmigo de maravilla, me ha ido a buscar al aeropuerto de Cali y me volvió a llevar, me ha invitado a su casa, me ha llevado a una finca en la cual probé un pollo bien vacano, pollos de 8 libras, como dicen ellos. En Colombia nos levantamos tempranito para ir a trabajar, y las jornadas eran largas, mas largas de lo que yo tenía pensado, pero al final, ha sido muy, pero que muy gratificante. Para mi, ha sido una gran experiencia, mucho mas que las dos veces anteriores en las que he ido, pues además del trabajo, en esta ocasión me han llevado a sitios que han sido una verdadera aventura, sitios donde la guerrilla está metida hasta los tuétanos, barrios y pueblos verdaderamente calientes, zona roja, zona peligrosa que me ha aportado gran satisfacción personal y que me ha servido para darme cuenta que en otras ocasiones, si me vuelven a invitar, debo ser mas prudente pues mi habla castellana se escucha hasta en Balboa, La Terraza del Patía. En fin, todo resultó "Mu Bueno, Mu bueno". Algo que no me gusta, es la tremenda inseguridad que padecen los Colombianos y los extranjeros en tierras colombianas. Ayer mismo, en la carretera que recorrí hace cuatro días, un autocar (alguien los llama Trans Vómitos) salió de Popayán a Pasto y en la carretera un grupo de personas armadas le cortaron la carretera, tirotearon al autocar y mataron al conductor de 32 años para después saquear a todos los viajeros que había dentro del autocar, dejándolos tirados en medio de la nada. Esto es muy frecuente en Colombia, y mas en la zona donde yo he estado, en los departamentos del Valle del Cauca, el Cauca, Nariño, y otros departamentos aún mas conflictivos. A pesar de todo, como ya he repetido, todo lo demás, "Mu Bueno, Mu Bueno".


A estas dos personas también les tengo que agradecer mucho. En la foto estoy junto a Limber Freire, el Gurú de la Podología en Ecuador. El me ha invitado a Ecuador y está organizando un curso para que yo participe en él. Limber me ha regalado un montón de pastillas de jabón de Hiel de Vaca he hizo llegar desde Ecuador unos cuantos quilos de langostinos que un día cocinó y me invitó a cenar. Sobraron langostinos para hacer una nueva comida otro día. Langostinos frescos y deliciosos, palabra que utilizan con mucha frecuencia, los langostinos la verdad, estaban "mu buenos, mu buenos."
La otra persona a la que le tengo que agradecer muchas cosas es a la Señora Delgado, la cual me puso un "guardaespaldas" que parecía un muro, para cuando yo quise salir a conocer algo mas de lo que ya conocía de Popayán. También quiero darle las gracias a ese muro de guardaespaldas que me puso, muro llamado Mateo, y que yendo con el, nadie fue capaz de molestarme cuando yo solo quéría subir al Morro, sin compañía de nadie, algo que no me dejaron hacer. Gracias también a Tatiana por sus guisos.
Gracias también, como no, a Pipe por sus paseos en moto, a Alex y a Sandra Patricia por su invitación de llevarme al Patía, a Mónica por acompañarme a la Galería a comprar Ternero, a Adriana por sus Tinticos, y a Luce por su compañía. Gracias, gracias a todos.


Junto a Sandra Patricia, Limber Freire y junto al yerno de Limber, otro podólogo ecuatoriano. Limber tiene en Quito una escuela de Podología y su yerno es un chaval con grandes ansias de progresar.


La Señora Delgado, Sandra Patricia, Bernardino Basas, osea yo, y Limber Freire, el Gurú de Ecuador.


En esta foto estoy con el Dr. Javir Galvis, Limber y un paciente atendido que era sobrino de Javier.


El cuarteto ecuatoriano que estuvo en el Seminario. Los ya citados anteriormente entre otros dos, entre los cuales se encontraba Bolita, el calvo rapado que está a mi lado, con cara de pocos amigos, el cual es una gran persona, una buena persona, una bella persona, aunque es el que mas cara de matón tiene de todos. Gracias a Bolita también por que en alguna ocasión me hizo de taxista, aunque me despertara alguna noche con su vocecita "encantadora".


Con la Bruja de Popayán, una gran podóloga, una gran profesional y una gran persona. Esta mujer es una de las pioneras de la podología en Colombia, y lo que ella hace, muy pocos lo hacen en su país, es una adelantada y aunque algunos de sus procedimientos nos sorprendan a los podólogos españoles, funcionan, yo lo he visto y lo he podido comprobar.


Junto a Mónica. Mónica es un encanto, Mónica me encanta, es una dulzura. Mónica tiene ganas de venir a España a estudiar Podología. En estos momentos ha echado instancia para estudiar Medicina en Popayán, pero le gusta la Podología. La he visto trabajar bien, pues tiene buena maestra, la Señora Delgado, la cual la instruye correctamente.


Bueno, esta es...........bueno, y que mas da como se llame o quien sea, el caso es que es una mujer "Bien Bacana". Ojo, la foto me obligaron a tomarla, se nota, ¿verdad?.


Después de una jornada de trabajo, junto a Luce y a Sandra Patricia. Luce, la de la izquierda de la foto, es una chica muy sonriente y tiene dos hijos que son un verdadero encanto. A la derecha de la foto, Sandra Patricia, a la cual le deseo se recupere de la guerra que le estaba dando el riñón.


Aquí estoy en uno de los tratamientos a uno de los pacientes que me tenían preparados durante estos días en los que estuve.


Con otro paciente, pero la verdad, no me acuerdo ni lo que le estoy haciendo ni que presentaba. En próxima entrada colocaré fotos de algunos paciente a los que traté, que no fueron pocos y fotos hay muchas, pero estoy recién llegado y no tengo muchas ganas de alargar la entrada, además estoy un poquito cansado aunque alguien no se lo crea.


Bueno, bueno, bueno, aquí parece que estoy con los Ángeles de Charlie, osea, que soy Charlie con sus Ángeles. Eso quisiera yo, pero nada de eso. Estas son parte del grupo, faltan mas pero no estaban en ese momento. De izquierda a derecha de la foto, Adriana la de los Tinticos, Jaqueline la mandona, siempre hay que hacer lo que ella diga que para eso es la Bruja de Popayán, y entre otras cosas, hay que hacer lo que ella diga por que la verdad, tiene la razón; le sigue Sandra Patricia, la mas coqueta de todas, la mas chic (con perdón y disculpas hacia las demás), la mas presumida, que para eso es la que mas se cuida; y finalmente, Mónica Patricia, todo un bombón (Christian, no tengas celos, pero tienes una mujer estupenda, tu ya lo sabes)


Para finalizar por hoy con algo de mi viaje a Colombia, coloco también al final de la entrada, al igual que al principio, a Javier Galvis, un amigo, el cual hace que estos Seminarios se puedan realizar gracias a su apoyo. Su empresa y laboratorio de Podología están en expansión, y espero que el proyecto que tiene entre manos le salga bien y siga avanzando y ayudando a la podología en Colombia.
En Colombia lo he pasado
Bien Bacano.


                                                     "¿Aprieta el hambre o la necesidad?"
Llego a Salamanca y me empiezo a cabrear con  las cosas que están pasando en la Podología Salmantina. Me voy enterando de todo lo que ha pasado durante esta temporada en la que he estado fuera de España. Desde que marché a Cuba y seguidamente a Colombia han transcurrido poco mas de 27 días y en este corto espacio de tiempo han pasado varias cosas. Me comentan que hay una compañera que está cobrando 6 euros en un pueblo llamado la Garganta, otra compañera está cobrando 7 u 8 euros trabajando para la Diputación, otra compañera está cobrando 15 euros en su consulta a los pacientes privados, lo mismo que cobra otro compañero. Esto es denigrante para la profesión. Estos precios no se cobraban ni hace 20 años y lo peor es que esto va a la baja y no tiene arreglo. Todo ello debido a que se siguen bajando las bragas ya que la mayoría de los que hacen todo esto son chicas, compañeras si se les puede llamar así que no tienen ni pizca de decencia profesional. También hay algún atontado que se baja los pantalones. ¿Aprieta el hambre o la necesidad?.............No, no creo que sea eso, creo que es falta de orgullo profesional, miedo a no tener trabajo, miseria personal y profesional que hace que esto cada vez sea mas una casa de prostitución profesional. Mucha culpa la tienen las Podofactorías que no educan a los futur@s compañer@s y que solo les aleccionan para ser unos simples quita callos sin escrúpulos que tiran por tierra todo lo conseguido profesionalmente. La mayoría de estas sube faldas y baja calzones, ni siquiera saben de verdad que es la Podología, ni se lo plantean seriamente, con quitar cuatro callos a 8 euros, hacer unas cuantas quiropodias y sacar para ir tirando, lo demás les da igual. Esta escoria de la podología está fastidiando la profesión. Me comenta mi hermano que hace unos días vino un hombre con tremenda onicogrifosis que hacía 6 meses que no iba al podólogo (había ido a una señorita) y se presentó con la tarjeta de un hogar de pensionistas. Mi hermano le dijo que por menos de 25 euros por el hogar de jubilados no le trataba esas uñas, el señor se levantó y dijo que se iba donde la señorita de la otra vez que se lo había hecho por 12 euros y las llevaba peor. Este es el plan que tenemos, un montón de comemierdas que nos están fastidiando a todos. Sé que esto es una batalla perdida, pero sé que el comemierdas que lea esto, se estará reventando las tripas por dentro y aunque me esté poniendo a parir, en su interior sabe que tengo razón. Es una pena que después de que sus padres le hayan pagado una carrera, una carrera en una Universidad fuera de su tierra, unas matrículas, apartamentos, comidas, etc., luego no valoren la carrera que han realizado y se vendan por una miseria. Para eso podían haber trabajado de esteticienes, en salones de belleza, en peluquerías, como manicuras o como fontaneros, que cualquiera de ellos, sin haber realizado una carrera universitaria gana mucho mas. Es deprimente ver como una manicura o esteticien cobra 20 euros por una pedicura y una podóloga cobra 6 y 8 euros por una quiropodia. Es triste ver como una profesión que estaba subiendo como la espuma, empieza a desmoronarse como la mierda después de una colitis ulcerosa. No sé como los padres de estas criaturas les permiten hacer estas tropelías, incluso algunos padres les apoyan, después del esfuerzo económico que han tenido que hacer para que sus hijos estudien una carrera universitaria, que es lo que todos los padres quieren para sus hijos, pero estos padres no se dan cuenta de la realidad y de el error que están cometiendo sus hijos y ellos mismos no incentivándoles a valorarse. Muchos padres piensan que con el tiempo ya cobrarán mas y sus hijos aumentarán su prestigio, pero están en un error. Sus hijos seguirán igual o peor, la gente los verá como auténticos callistas, no como podólogos, y habrán contribuido a desprestigiar una gran profesión.

4 comentarios:

carlos C. dijo...

buenas noches!
no me animo mucho a escribir pero soy un seguidor de tu blog desde hace tiempo...ademas de estudiante de podologia (y enfermero). estoy de acuerdo en que cobrar 8 euros por una quiropodia es lamentable, pero tambien es lamentable la formacion que recibimos. nos hablan de todo lo que puede hacer un podologo, que si cirugia que si plantillas que si pie diabetico, que si... pero no nos enseñan a ejercer de nada. yo estoy a falta de 3 asignaturas (es cierto que una de ellas es clinica podologica) y no se nada de todo lo que debe tener una clinica que forma es la adecuada para atender a un paciente, como hacer una consulta, uqe protocolos debo seguir, cuando derivar y cuando no,... y ya no hablemos de cual es el precio " de referencia" que debemos de instaurar en nuestra clinica por nuestro trabajo...

Antonio Capel Riera dijo...

Distinguido compañero Basas:
Felicidades por tus éxitos en Colombia; es una manera de prestigiar aún mas la podología española por el mundo. Lástima que no lo entienda así nuestra Organización Colegial. Aún no he visto ni un reconocimiento a podólogos como tu que están dejando el pabellón podológico muy alto por el mundo. Continúan abriendo Escuelas en un país tan pequeño como el nuestro comparado con Estados Unidos, ya tenemos el doble que los americanos; y el Consejo no se pronuncia. Esto es un desastre. Huele a 'cuerno quemado'.
Un abrazo, y ¡enhorabuena!

BERNA dijo...

Gracias por vuestros comentarios. A Carlos C. decirle que realmente algunas escuelas tienen mucha culpa de que los nuevos podólogos no tengan ni puñetera idea y de la falta de educación profesional de los nuevos podólogos.
A Antonio Capel, muchas gracias por tus inmerecidos elogios.
Bernardino Basas

Maktub dijo...

Muy buenas Bernardino:

Me alegro de tu éxito en las Américas, hace tiempo que no escribo pero veo que sigues haciendo escuela. Refrente a los comemierdas...es lo que tenemos y luchar contra ello es muy difícil, aunque se lo digas en la cara, o son tontos o no se quieren enterar. Respecto a la formación en la Universidad, es verdad que es deficiente en algunos aspectos, pero creo que es la entradilla, la "tapa" a lo que nosotros mismos queramos aprender y desarrollar en nuestros conocimientos y quehaceres diarios.

Un abrazo muy grande