lunes, 28 de septiembre de 2009

Corrida televisada por el Plus. Me voy temporalmente.

Hoy he ido con mis hijos a Madrid a ver la corrida de Palha. Me he encontrado con mucha gente de Salamanca, entre ellos a varios de Alba de Tormes. Me encontré con José Luis Suarez Guanes, Conde del Valle de Pendueles, con Plaza, con Herrero Moreno, con el Lerma que iba junto a El Guerra, a Javier Lorenzo, José María Miñambres Zembrano y otros cuantos.
No voy a juzgar a ninguno de los tres toreros, en primer lugar, por que no sería objetivo, conozco a los tres y posíblemente les disculpe muchas de las cosas que dejaron de hacer. La corrida, como la puede haber visto casi todo el mundo por Canal Plus, que cada uno saque sus conclusiones. A mi no me ha gustado nada de nada. Si alguien quiere salvar algún toro, es posible, pero yo, no lo veo. Con estos toros lo que se puede hacer es andar con ellos, lidiarlos, poderles, pero no se puede exigir el toreo bonito, con temple, con cadencia, con la muleta planchadita citar al toro por delante llevarlo toreado y rematar en la cadera, eso con los Camargueses que han salido es imposible. He visto la corrida al lado de un gran aficionado que escribe de toros desde hace muchos años, mas de los que yo tengo, pero me asombra que haya gente que aunque lleve mas de 40 años viendo toros y siendo aficionado, no tienen ni puñetera idea, y pido perdón por ello, pero es la realidad. Para mi compañero de asiento, ha habido cuatro toros buenos, de oreja, yo solo salvo a dos de ellos y a medias. Ponerse delante de esos bueyes era gran mérito, y no sirve con que vayan de lejos al caballo si luego con la muleta no meten la cara, no humillan, no te dejan rematar los muletazos, te esperan y topan al llegar a la muleta. Mis hijos se están haciendo buenos aficionados, y ante todo, son buenas personas; se quedaban alucinados con ciertas reacciones por parte del público. Papá, me decía mi hijo, ¿por qué le piden la oreja al torero si no ha realizado una faena de oreja?. Le conté que hay gente que ha reconocido el esfuerzo que el torero ha realizado delante de ese toro. No le conceden la oreja con buen criterio, pienso yo, y da una vuelta al ruedo merecida, y dice mi hijo ¿por qué ahora le pitan y no quieren que de la vuelta al ruedo que sí se la merece, cuando antes le pedían una oreja?. Hijo, le contesto, algún día, por algo bueno que tu hagas, algunos te lo reconocerán, pero otros, por el mismo hecho, te pondrán a parir. La faena la ha visto toda la gente de la plaza, pero unos la interpretan de una forma y otros de otra, por lo cual, todos tienen razón. Es difícil de entender, pero como te vas dando cuenta, de toros, entiende todo el mundo, concluyo. Dice mi hija, papá, esta plaza (es la segunda vez que va a Las Ventas) no me gusta, prefiero ver los toros en Sevilla. Hija, le digo, Madrid es el examen que tiene que pasar el que quiere ser figura del toreo, y cuando eres figura, tienes que volver a Madrid para demostrarlo.






































































































He venido de Madrid hace poco tiempo y antes de escribir esta entrada, he leído varios comentarios que tenía en el correo. Solo he publicado uno, el de mi admirado Paco Cañamero, un comentario que me ha jodido interiormente por que creo que tiene una idea totalmente equivocada de mi. Los otros no los he publicado porque unos eran groseros y otros insultaban a terceras personas además de ser anónimos cobardes. Yo, cuando hago cualquier comentario, firmo con nombre y apellidos, pero otros se escudan en el anonimato para insultar, a unos, a otros y a mí.
Os pido sinceramente, que en ningún blog, ni de podología, ni taurino, hagáis referencia a mi persona, ni para defenderme, ya que yo solito, si quiero, sé defenderme, algo que tampoco voy a hacer. Todos los que queráis criticarme, si lo hacéis con respeto y educación, tenéis mi blog abierto, no lo dudéis, vuestros comentarios los publicaré aunque vayan contra mí.
Llevo un año y diez meses realizando este blog, y todo el que quiera, puede leer todos los comentarios que hay en él criticándome o dando su opinión distinta a la mía, no censuro nada mas que los que insultan a los demás o me insultan a mí sin respeto ni educación de ningún tipo, por lo cual, reitero, no saquéis la cara por mí en ningún blog, yo no soy tema de debate aunque admito que puedo ser criticado, como todo el mundo.
Durante una temporada voy a pasar del tema taurino y no publicaré nada acerca del mundo de los toros, es mas, estoy pensando en dimitir como Presidente de la Peña Taurina Salmantina; lo que si tengo seguro es que este va a ser mi último mandato, convocaré elecciones en cuanto pueda y no me presentaré. Lo mismo haré con la Federación de Peñas (lo que sí seguiré es avalando al museo económicamente). Por lo visto, le hago un gran daño al mundo de los toros, soy un mal aficionado, tanto para los profesionales como para los críticos taurinos y como no quiero hacer ningún mal a la fiesta que tanto amo y de la que estoy enamorado, lo mejor, es dejarla en manos de sus salvadores.









12 comentarios:

Anónimo dijo...

Berna;

Tu tienes derecho hacer lo que quieras, eres bien libre. Pero ten en cuanta que hay caso como el mio: No se de toros, pero me gusta leer cosas tuyas de toros y de podología. A mi personalmente me didgusta que te ausentes temporalmente. Espero que sean unas vacaciones muy breves

Anónimo dijo...

Hola!
Es la 1ª vez que comento en el blog. Soy podólogo, y no tengo ni idea de toros, pero puedes comentar lo que tu creas, ya que opinas sin insultar a nadie.
Lo que te ocurre con este tema, pasa igual en muchos otros temas. Siempre habrá gente que te critique porque no quieren escuchar la opinión de otras personas. Yo personalmente te animo a que escribas lo que tu quieras, es tu blog, un espacio libre, en el que no se ofende a nadie.

Rosa Martín dijo...

Me llamo Rosa Martín, soy podóloga y antitaurina. Detesto la fiesta de los toros, no al toro como animal, al cual creo masacran sin piedad refugiándose detrás de la falsa máscara del arte.
Soy asidua lectora de tu blog por los temas tan interesantes que pones sobre podología, eres uno de los podólogos mas famosos y mejores de este país, y si a consecuencia del denostado por mi, mundo de los toros, dejas el blog y no vuelves a escribir mas, odiaré mucho mas el mundo de los toros y lo que ello representa.
Sigue escribiendo, si no, tú seras uno de los que me han hecho rechazar aún mas el mundo del maltrato animal. Atentamente
Rosa Martín.

Anónimo dijo...

Basas, no hagas caso de resentidos ni enfermos. Cañamero la cogió con Cubino y ahora la toma contigo, pero no hagas caso, sigue a lo tuyo, los que te conocen de verdad saben como eres tú y saben como es Paco Cañamero.

Paco Cañamero dijo...

Señor Anónino: resentido o enfermo será usted. Además de cobarde que no da la cara. Con Cubino, que es un buen amigo, censuré algunas cosas que, al tiempo, me han dado la razón, aunque soy consciente de que en su momento pudieron doler, como su facilidad para dar orejas y ser facilmente manipulable por la empresa, pero siempre dije que era una buena persona.
Con Basas, con quien me unen bastantes más cosas que me separan, he criticado la tómbola de los premios de la feria en lo que a él le corresponde y no la he tomado con su persona, he puntualizado unas consideraciones que me afectaban y me dejaban en entredicho, ¿se entera?
Espero que antes de hablar desde la cobardía de aninomato sepa lo que dice.
Y a Berna un afectuoso saludo, que siempre sabe el aprecio que le guardo.

BERNA dijo...

Tema concluido. No vuelvo a publicar nada sobre este tema. Cañamero, que si algo tiene es el ser un caballero y reconocer las cosas, me ha llamdo y me ha pedido disculpas, por lo cual, tema zanjado.

Alberto López Nogales dijo...

Bernardino, por fa, si ya tienes ese tema zanjado, vuelve a escribir pronto de podología. Eres, como dice Rosa Martín, uno de los mejores podólogos, no de España, si no del Mundo, todo el mundo lo reconoce. Necesitamos que sigas escribiendo sobre nuevas técnicas y tratamientos, algo que ni siquiera hacen en los cursos de posgrado de las Univeridades. Esperando noticias tuyas se despide:
Alberto López Nogales

Víctor Uroz dijo...

Sr Basas, no deje sus comentarios taurinos por favor. Son muy buenos y enriquecedores para los que amamos la fiesta nacional. Mi familia es una gran aficionada a los toros. Mi hermano y yo estuvimos este año en Barcelona para ver la encerrona de JT.

Un saludo desde Granada y ánimo.

Judith Prieto dijo...

Como dicen Rosa Martin y Alberto López, por favor no deje de exponernos sus casos, sus tratamientos. Para la gente que estamos empezando en el mundo de la podología nos son de gran ayuda, ya se lo he comentado en otras ocasiones que he escrito en su blog. Un saludo de una compañera de Zamora y ánimo!

Anónimo dijo...

Hola Bernardino, soy una compañera de Salamanca, me gustaria seguir leyendo tu blog, no dejes de escribir, es el mejor blog sobre podología que hay. Espeo volver a leer de nuevo una nueva entrada.
Saludos

Anónimo dijo...

Bernadino

Una curisosidad: porque a los de salamanca os llaman charros ?

BERNA dijo...

Pues es una buena pregunta amigo mio. Realmente te contestaré con lo poco que sé sobre ello. Seguro que Paco Cañamero, conocedor mas profundo que yo de estos temas y gran escritos costumbrista, te podría responder mejor que yo, pero lo voy a intentar.
Charro, etimológicamente dicen que viene del vasco-euskera txar y significaba vulgar, común, pero no creo que sinceramente que ese sea el significado real de charro, pues el charro siempre fue orgulloso y altanero, sobrio y elegante a la vez y su traje de fiesta era recargado en bordados, pedrería, repujados, oro y plata (de hay proviene el dicho de que a una cosa muy recargada se le diga que es muy charra, así como a adornos de mal gusto).
El llamado antiguo Campo Charro comprendía las tierras de Ciudad Rodrigo, Ledesma, Alba y Vitigudino y a sus habitantes se les denominaba charros, posteriormente se anexionó la zona de Vecinos a Salamanca y de Vecinos a Ledesma, de Vecinos a izquierda y derecha y zonas del Yeltes y el Huebra, por lo cual era la mayo parte de las tierras salmantinas, quedando el nombre de Charros para todos los habitantes de Salamanca y provincia.